ir al home ir a la revista ir a notas ir a archivo ir a guiones liturgicos ir a santo del mes ir a contacto ir a links ir a chiqui
 
volver

VENCES, SEÑOR, Y VIENES A NUESTRO LADO
-Por Hna. María Celina-

El día de la Pascua del Señor, de la Resurrección de Jesús, celebramos con gozo el misterio más grande de nuestra fe, que da sentido a nuestra vida. Jesús, muriendo en la cruz venció al pecado, resucitando al tercer día nos da nueva vida, nos abre las puertas a la vida de hijos de Dios. Presentamos aquí una reflexión con imagenes, de la Pascua.

 
 

¡Vences, Señor, y vienes de nuestro lado!

La noche que pretendía ser siempre noche es rota y descolocada por la luz de tu rostro. Y, las horas inciertas, resultan ahora ser eternas con inmortal música de fiesta: ¡Ha Resucitado!

La muerte traicionera y demoledora de sueños, es a tus pies, oh Cristo, humillada y rendida.
Sometes, Jesús, y con tu conquista todos nos sentimos agraciados bañados en un torrente de salvación y de futuro.

¡Has resucitado, Señor!
Atrás quedaron las dudas y las traiciones, por delante nos aguarda el abrazo del Padre. A las espaldas quedaron deserciones y cobardías, falsos juicios y manos que pretendieron quedar limpias.

Ahora, en esta hora de la Noche Santa, la humanidad es preñada de luz resucitada. El llanto dará lugar a la alegría de Pascua. Las lágrimas se convertirán en oasis de esperanza y, el aguijón de la muerte, aunque lastime, ya nunca tendrá la última palabra.

¡Has venido, Señor, de la muerte a la vida! Hoy con tu triunfo, levantamos el nuestro. Hoy con tu vida, queda la nuestra sentenciada: marcharemos para volver definitivamente, moriremos para resucitar ante el Padre, dormiremos, pero con tu muerte y resurrección, seremos elevados a una existencia plena.

¡Has venido, Señor, de la oscuridad a la luz!
Sigue, oh Señor, infundiéndonos valor y coraje para que, en las frecuentes noches negras, sepamos encontrar el mensaje de esta Pascua. Sigue, oh Señor, engendrándonos fe y esperanza para que, en las derrotas y en los fracasos, no olvidemos el fruto de tu redención: hay que morir para vivir.

¡Gracias, vencedor de la muerte!
El mundo, asomándose a tantos vértigos necesitamos de tu aliento y de tu rescate. El mundo, dejándose llevar por la apariencia precisará, tarde o temprano, de la Verdad Eterna.

¡Gracias conquistador de la vida!
Ha merecido la pena seguirte, amarte y ser testigo de esta noticia en nuestra tierra.

(Texto: Padre Javier Leoz)

 
volver | subir
 
Dejá tu comentario:
Nombre:
Nota:
Comentario:
 
volver | subir
publicidad
barrita
barrita
barrita
barrita
catequesis
barrita
1
barrita
1
barrita
vocacional
barrita
barrita
gonzalez
barrita
bajalibros
barrita
vivienda
barrita
teologia
barrita
barrita
barrita
gottau
barrita

FAMILIA CRISTIANA  |  LA REVISTA  |  NOTAS  |  ARCHIVO  |  GUIONES LITÚRGICOS  |  SANTO DEL MES  |  CONTACTO  |  LINKS  |  CHIQUIFAMILIA

Familia Cristiana, revista digital mensual - Larrea 44 (1030), Buenos Aires, Argentina - Telefax: (011) 4952-4333 - revista@familiacristiana.org.ar